viernes, febrero 23, 2007

¿QUE ES MÁS EFECTIVO?¿LA CARICIA PREVIA O EL CASTIGO POSTERIOR?

El mundo está tan lleno de violencia que nada nos asombra.

Los noticieros nacionales e internacionales
dan cuenta de agresiones a niños, adolescentes, hombres, mujeres, ancianos y hasta a animales de una manera tan cotidiana que somos insensibles a eso que ocurre "con los demás", "en otro país", "en la capital", "en los barrios de la droga. O "en Asia"; "en Africa". "En Europa"...

No nos importa ese dolor que está instalado allá lejos,
muy lejos, tan lejos. Mal que mal, está fuera de nuestro hogar, consulta, faena u oficina, hasta que nos toca de cerca.
Hasta que hurtan nuestra cartera, nos abren el auto, ingresan a nuestra casa, nos amedrentan para asaltarnos, nos persiguen para violentarnos, etc., etc., etc.

¿Y a quién recurrimos, si ello es así? A la Justicia. A esa dama fría
que sostiene una balanza con los ojos vendados y que dispone un intrincado mecanismo de persecución penal.

Así empieza la kafkiana madeja del proceso
y hay que entrar a demostrar, más allá de toda duda razonable, que en realidad fuimos víctimas y que nuestro victimario fue, efectivamente, el culpable - sin contar que otras veces seremos nosotros quienes deberemos acreditar inocencia -.

Y yo me pregunto...

¿No sería mejorar custodiar nuestra sociedad desde la infancia,
instaurar un Derecho de Familia Internacional con procedimientos ágiles y expeditos para nuestros niños, hijos del mundo, que malgastar después miles de recursos públicos en el ámbito cada vez más sangriento del Derecho Penal?

Más de una vez he oído frases tales como
"yo mataría a todos los delincuentes". "Los tendría trabajando de sol a sol y a pan y agua". "En las cárceles viven mejor que en sus casas". "En el recinto penal tienen de todo". "Hasta comen mejor que uno". "Y ahora que hay cárceles concesionadas - en Chile - el Estado gasta como quinientos mil pesos por cada preso"... etc.
A mí me gustaría que esos opinantes encausaran sus energías de revancha, de venganza, de ira o de furia, en acariciar más a sus hijos.
En escucharlos. En preocuparse dónde fueron y con quién. En esperarlos despiertos si salen de noche - o mejor, ir en su busca -.
En permitir que sus amigos concurran a la casa, para saber con quiénes se relacionan.
En secar sus lágrimas de frustración y de pena, sin emitir juicios ni interrogar: sólo respetando esos momentos de dolor en que sólo es necesaria una caricia, un abrazo, un vaso de agua.
En conversar de todo con ellos, para ir poco a poco mostrándoles el mundo, con sus ventajas y desdichas.
En llevarlos a conocer otras realidades, para que comprendan lo afortunados que son.
Es tanto lo que se puede hacer...
Y si bien estimo que en cada ser humano hay un delincuente en potencia, dependiendo de sus circunstancias, insisto en que amparando a nuestros pequeños será más difícil que los succione el remolino de la criminalidad y del vicio.

Tengamos presente que
"TU CASA PODRÁ SUSTITUIR AL MUNDO, PERO EL MUNDO, JAMÁS SUSTITUIRÁ TU CASA".

15 comentarios:

Javilina dijo...

esa frase es tan antigua y gastada... y aún no deja de ser cierta

ya sabes lo que pienso al respecto...

a ver qué dicen los demás

besitos

giroaj dijo...

Estoy de acuerdo contigo Olie.
Hay q ocuparse de los niños, de todos, ellos seran mañana quienes llevaran la hunanidad adelante.

Lo q tu propones "debería de ser" lo normal en todos los padres...pero no lo es.
Quizás si se lo propusieran verían como mejoran sus hijos. Y...ellos mismos.

Bonita frase final. No la conocía. Hay q empezar por uno mismo. Ademas, quien pierde el amor en su casa...ya no lo encuentra nunca...siempre de mendigo de amor por el mundo.

Un cálido abrazo, :)

Lety dijo...

Querida Olie, a partir de lo que te gustaría que hicieran los opinantes, has creado un verdadero decálogo acerca de ser padres. Hermoso en verdad, si creo que nuestros hijos, los que tienen la suerte de tener al menos un padre o una madre que puedan entender la nobleza y el amor de lo que propones estarían menos expuestos. Sin embargo pobres de esos niños que nacen en medios tan adversos, para ellos difícilmente habrá tal posibilidad.

Voy a copiar esto para regalárselo a mi hijo que se casa en breve, te dejo a tí un beso enorme

fgiucich dijo...

La crísis de nuestra época es la falta de comunicación entre padres e hijos. No es posible que adolescentes vuelva a su casa a las 8 de la mañana y los padres no sepan donde pasaron la noche. Que no indaguen sobre los amigos, sobre los largos silencios, etc, etc. Y el otro gran problema, inherente al estado, es no asegurar con dignidad las cuatro patas de la sociedad: salud, educación, seguridad y justicia. Abrazos.

EL HIPPIE VIEJO dijo...

COINCIDO CON FGIUSICH .

GRAN RESPONSABILIDAD DE LOS PADRES EN ESTE TEMA , PERO
¿ DONDE ESTÁN ? ,
NO SÉ , SOY GRANDE Y ERA TODO TAN DISTINTO .

NO PUEDE SER QUE LOS BAILES COMIENZEN A LAS 2 O 3 DE LA MADRUGADA , ESTAN DE VUELTA CUANDO EL SOL ESTÁ ARRIBA , NO SÉ , A ESA EDAD , LA NOCHE ES COMPLICADA ....TAMBIEN HAY MUCHOS EXCLUÍDOS DEL SISTEMA ..ES TODO TAN COMPLEJO ...

HAY QUE ASEGURAR LAS CUATRO PATAS DE LA SOCIEDAD , COMO DICE EL COMPAÑERO QUE ME PRECEDE .


HAY MUCHA VIOLENCIA Y HAY POCOS ESPEJOS ..NO HAY EJEMPLOS .


AMIGA
MUY BUEN ESCRITO ,
RECIBE MIS SALUDOS Y
DESEOS DE UN HERMOSO
FIN DE SEMANA


ADAL ,

QUE VIVIÓ OTRO MUNDO ..
MEJOR , PEOR ?
DISTINTO , SIN DUDAS

Peggy Bonilla dijo...

Olie

Muy bueno para reflexionar todo lo que escribes. Con los hijos vale más que pequemos de exagerados que de permisivos.
Hasta donde los vean tus ojos, no más lejos de nosotros.
Mientras crecen.

Besos Olie

Opalo dijo...

OLIE:

Muy de acuerdo contigo, aunque agregaria que tambien seria muy bueno tratar de empezar a "acariciarnos" tambien entre nosotros, con palabras, con gestos, con una real intencion de DAR lo mejor que tengamos en el corazon.

Besos

Águila libre dijo...

Hola: yo soy más bien a la antigua en esto de los permisos y de saber donde están mis niñas. Y ya desde chiquititas saben que no pueden hacer nada sin permiso y menos salir solas.

El amor incondicional que se le tiene a nuestros hijos es el mejor regalo que le podemos dar, pero también poner las reglas bien claritas desde chicos para que si alguna vez no estamos para controlar, sepan perfectamente la frágil línea entre el bien y el mal.

A ti última frase, sólo puedo decir AMEN.

Cariños,

María Paz

Blood dijo...

Pucha Olie, la inocencia te traiciona. Todo lo que has planteado no pasa del mundo de la utopía. Cuántas veces he visto en la calle hijos capaces de golpear a sus padres con tal de conseguir lo que desean, sabiendo que si los padres responden los pueden denunciar por violencia... esos mismos que después son declarados "sin discernimiento" por un perito formado quién sabe dónde. Disculpa mi pesimismo, pero prefiero el realismo: el único delincuente bueno es el delincuente muerto.

Saludos sangrientos

Blood

bia de barros dijo...

Hola, soy brasileña.
He dicho gracias a Diós por su sensibilidad; el mundo la necesita, más que nunca.
Deseo, de corazón, aprender sus palabras antes que para mi, cómo para aquellos padres, sea demasiado tarde...
Besos, hasta.

Eva y el sol dijo...

Gracias por pasar a dejar saludos, y por traerme a tus letras, a ti también te dejo besos y abrazos.

Eva

C.Bryant dijo...

Olie...la verdad que en parte es muy importante el afecto desde pequeños,una caricia,sonrisa...todo el cariño que se pueda dar!!!

Pero no olvidemos que todos crecemos y llega un momento en el que debemos ingresar a la vida laboral,que pasa con la falta de oportunidades? tanto en Universidades,Estudios superiores,Medicina...cuanta gente he visto a punto de morir en los pasillos de una posta u hospital en mi Chile querido y nadie "los pesca" al contrario te exigen cheque en garantia,etc antes de ver tu mal.
Un poco crítico Olie a este post tuyo de esperanza,debido a que la primera piedra la tienen que poner nuestros gobernantes y que de una vez por todas tienen que darse cuenta que tienen millones de brillantes en bruto que qudan tirados en el camino.....

Un fuerte abrazo querida Princesa Olie,gracias por tus visitas y comentarios....un beso :)

bia de barros dijo...

Entonces, aquí es una gran ocasión conocer algo nuevo: el traductor del Word on line, que traduce hasta 150 palabras de cada vez («http://www.worldlingo.com/en/products_services/worldlingo_translator.html»). No es lo mejor, pero era donde hice este texto para usted. Quién sabe, ¿pronto no te traduzco um de mis poemas también?
Abrazos,
Bia.

Laura dijo...

Olie cuánta razón tienen tus palabras. Sigo insistiendo que la educación es la llave que abre ciertas puertas. Y dije educación no instrucción.
Besos

Monica Rebolledo S. dijo...

Excelente post. He leido algunos comentarios y comparto un poco con todos, sin embargo creo que lo más valioso de tu entrada, es que nos has permitido reflexionar sobre el tema, conversarlo en casa a la hora de la sobre mesa, con eso talvez no cambiemos el mundo y no ayudemos a los que están más desamparados, pero aportamos con un grano de arena...
Existe una vieja historia de un niño lanzando estrellas de mar al agua para que no murieran, un señor le pregunta el porqué, y le hace ver que su tarea es imposible porque la playa está plagada de estrellas y nunca podría salvarlas a todas, el niño lo mira y responde recogiendo otra estrella y lanzandola al mar: PERO PARA ESA ESTRELLA SI VALIO LA PENA.
Con cariño y gratitud (de una estrella devuelta al mar)