jueves, marzo 02, 2006

A VECES HAY SOL EN LA MITAD DE UNA NOCHE

Quiero atarme a tu pecho y nunca más levantar la mirada. Quedarme ahí, escuchar tu corazón por vez primera (nunca lo he oído, después de todo). Esconder la vista, no mirar más el mundo de afuera, ése que ha hecho trizas cada cristal de esperanza que he depositado en mi altar de sacerdotisa milenaria. Si hasta me parece respirar desde tu pecho, como si siempre nuestras vidas hubiesen estado unidas y quién sabe desde cuándo y por qué, separadas. Pero ahora, en que tras correr eufóricamente joven por la calle más larga de mi existencia, tras caminar apenas, desfalleciendo por el peso de antiguas penas, tras arrastrarme, madura, gracias a esta férrea y porfiada voluntad para no claudicar cobardemente y así seguir adelante, madrugada tras madrugada, después de mirar el cielo y despedir otro día, he reencontrado el sol de la medianoche, en tu plexo solar...

Ciertamente, llegaste para alumbrar un sitio de sombras.

No sé si será así para siempre, ignoro si hay un final allá, al doblar la esquina brumosa. Sólo sé que quiero refugiarme en tus brazos y permanecer en ellos. Hasta que Dios quiera. Oh, Dios, hasta que Tú lo quieras.

15 comentarios:

Aristóteles dijo...

Luz que alumbra la oscuridad.

Olie dijo...

...Y que ha instalado una sonrisa en mi solitario corazón...
Espero que estés bien, Hugo.
Saludos,
Olie

C.Bryant dijo...

Olie...bién dices "...hasta que tú lo quieras",tenemos tantos detallitos en esta vida que por cualquier cosa se nos puede romper la copa de cristal.
Gracias por tu visita y comentario,la verdad es que he estado un poco alejado de todo esto...mi hijo se apropio de este Dinocomputador.Por otro lado, así como van las cosas viajo a Chile a mediados de marzo como te decía a dejar al querubín junto a sus otros hermanos y madre..Llegará con unos días de retraso al colegio,pero llegará.
Saludos desde las heladas tierras nórdicas.

José Luis Contreras Muñoz dijo...

Prefiero decir hasta que Dios quiera,pienso que la divinidad siempre està detràs de todo.
gracias por tu visita y los comentarios.

Urrsulo dijo...

si bien nuestra vida es un delicado balance que nosotros no logramos percatar, concuerdo que claro si Dios lo quiere, pero soy reticente a dejarle todo a Dios, prefiero tambien pensar en la posibilidad que los hombres tienen de quitarnos eso, pero es quizas un poco mas remoto y trágico. Muy lindo, claro que Dios va a querer tu felicidad... supongo jeje, saludos.

Olie dijo...

Carlos:

En efecto, hasta en la puerta del horno se quema el pan, dice un antiguo refrán. Por eso no puedo asegurar nada. Todo será posible si Dios lo permite.

................................

José Luis:

Pienso como tú. De hecho, en el post digo "oh, Dios, hasta que Tú lo quieras", es decir, somos tan pequeños que hasta nuestro futuro pende de Su voluntad.

................................

Urrsulo:

¿Cierto? Ojalá Él quiera mi felicidad en la misma forma en que yo, hoy día, la quiero...
Gracias por tus deseos.

................................
A todos ustedes, un gran abrazo y mi agradecimiento por los comentarios. Una mujer siempre valora el punto de vista masculino.

Olie

Luunna dijo...

Que linda declaracion de amor, espero que esta sea una larga relacion en la cual se cumplan todas tus expectativas y que sea hasta que dure el amor, aunque tu sabes que el amor se construye dia a dia
Un abrazo grandote para vos
Luunna

Olie dijo...

También yo quiero que se concrete. Que sea mucho más que un hermoso sueño...

Misionero dijo...

Olie, mi princesa Olie, que grato es venir a tu choza y encontrar tus escritos llenos de esperanzas y de fe. Dios mira siempre con buenos ojos lo que ponemos en sus manos y hace que el universo entero conspire a nuestro favor, sin embargo también debemos cumplir nuestra parte de responsabilidad para que las cosas se den. Comparto contigo todo esto, que se sustenta en el amor, pero te digo algo que es una verdad, jamás debemos perder de vista la meta suprema, nuestro verdadero futuro. Aquí en este mundo nada es eterno, pero los gozos, la luz y el amor son bienes que debemos atesorar... para el camino. Gracias amiga por tu presencia querida y cálida en mi blog. Por el momento voy a tomar un lapso de una semana antes de actualizar, pues quiero madurar ciertas cosas que tengo entre manos.

Un abrazo mi querida amiga, y mis mejores deseos para que tus sueños se concreten y sean como un sol en medio del pecho...

Misionero

Olie dijo...

Querido amigo: celebro tu regreso después del descanso merecido y estoy de acuerdo en que estos paréntesis de alegría con que la vida nos regala y Dios nos prueba, son alicientes de esperanza para seguir nuestra ruta. Agradezco, asimismo, tus buenos deseos, que me ayudarán tremendamente en este presente en, nuevamente, estoy sonriendo desde el alma, como hace mucho no lo hacía, aunque conozco el riesgo propio de la felicidad plena, que a veces también provoca lágrimas.
Un gran abrazo,
Olie

Ipnauj dijo...

Al Dios que le hablas tiene que ser el Dios del Tiempo.

Un gran saludo.

Olie dijo...

Ipnauj:
Pienso que Dios es mucho más que un rector del tiempo...
Lo que pasa es que, en nuestra dimensión humana, en nuestro planeta, donde todo está bajo límites y mediciones, dependemos del tiempo para muchas cosas.
Gracias por el comentario y los saludos:
Olie

fgiucich dijo...

Al doblar una esquina uno puede encontrar muchas sorpresas. Espero que tú la encuentres. Abrazos.

Olie dijo...

Qué bella forma de decirlo

Anónimo dijo...

Very cool design! Useful information. Go on! »